martes, 24 de julio de 2012

FARFALLE(PAJARITAS) AL SALMÓN

Esta es de esas recetas que siempre quiero repetir y es que hace poco aproveché una oferta de salmón fresco y tengo salmón en el congelador para ir consumiendo como queramos. Esta era la mía para repetir esta receta de Giuliano Hazan de su libro La Pasta Clásica (ediciones primera Plana, S.A. Grupo Zeta 1993), un libro al que he recurrido en mas de una ocasión antes de adquirir la Cuchara de Plata. Tal y como dice en su libro, el salmón no es precisamente un ingrediente utilizado en Italia pero si en la costa noroeste de los Estados Unidos. Espero que os guste tanto como a nosotros y como Giuliano dice es un éxito asegurado en vuestras mesas.
Tenía todos los ingredientes menos los tomates enlatados y no tenía ganas de bajar al supermercado, solución: tenía cinco tomates pera en la nevera y los escaldé, ya tenía mis tomates, mucho más naturales y ricos que los de lata. Siempre encontramos soluciones!





INGREDIENTES

  • 350 gr de farfalle o mariposas/pajaritas
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 1 lata de tomate natural troceado o 5 tomates pera escaldados
  • 3 dientes de ajo bien picados
  • 1/4 de cucharadita de cayena molida
  • 2 buenas rodajas de salmón fresco y cortado en dados.
  • 200 ml de nata para cocinar
  • 5 hojitas de albahaca fresca cortada en tiritas
  • sal

/receta/

  1. Si queremos escaldar los tomates o no tenemos más remedio, empezaremos por ahí. En una olla con agua y sal hirviendo, echamos los tomates lavados y con un corte en forma de cruz en la base de cada uno de ellos. Apagamos el fuego y los dejamos durante unos 3 minutos, de este modo los pelaremos fácilmente. Los troceamos y ya los tenemos listos para utilizar en el momento dado. De lo contrario, ya sabéis una lata de tomates troceados en su jugo.
  2. En una sartén calentamos el aceite y echamos el ajo bien picadito y la cayena entre fuego medio y fuerte hasta que el ajo empiece a cambiar de color.
  3. Añadimos los tomates y les echamos una poquito de sal. Cuando los tomates empiecen a hervir, bajamos el fuego y cocinamos hasta que estos se hayan reducido(unos 20 minutos).
  4. Ponemos a hervir la pasta con un poco de sal.
  5. Volvemos a la sartén, ¡No le quitéis el ojo! ¡que no se os queme! ¡a fuego lento! Ahora es el momento de echar el salmón(sin espinas y troceado en dados)la nata y una pizca de sal. Es el momento de subir un poquito más el fuego, vamos removiendo y cuando la nata se haya reducido a la mitad, echamos la albahaca. Retiramos del fuego.
  6. Cuando tengamos la pasta cocida al dente, colamos y mezclamos con la salsa y si queremos añadimos un poco de queso parmesano rallado.
Buon appetito! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada